LESIONES MUSCULARES

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin

LESIONES MUSCULARES

             2017 Londres. Usain Bolt, el hombre que ostenta el record mundial de 100 metros lisos con 9.58 segundos y de 200 con 19.19, se dispone a participar en la final de relevos de 4 x 100 del campeonato del mundo. A los 40 metros de iniciar la última posta y a una velocidad cercana a los 40 km/hora, nota un pinchazo brusco en la parte posterior del muslo que le impide dar una sola zancada más, y se va al suelo. Y ese preciso momento supuso el final de la carrera deportiva del hombre más rápido del mundo, a la edad de 30 años.

         Las lesiones musculares son muy frecuentes en la práctica deportiva. Se producen al someter al músculo o a sus tendones a fuerzas superiores a la resistencia de los mismos.

               Existen distintos tipos de lesiones musculares:

           –Calambre: Sucede al producirse una contracción intensa involuntaria de varios grupos de fibras musculares que provoca dolor. Aparecen bien al inicio del ejercicio por falta de calentamiento o al final de la práctica deportiva por fatiga y deshidratación.

               –Contractura: Se produce una contracción de un músculo o de alguna de sus fibras de forma continuada e involuntaria. Existe dolor al tocar el músculo lesionado. Aparece de forma repentina y suele durar unos días. El período de recuperación oscila entre 3 y 15 días.

              –Rotura fibrilar o desgarro muscular (rotura parcial): Se rompen varias de las fibras que componen el músculo sin llegar a afectarse todo el espesor del mismo. Puede llegar a escucharse un chasquido en el momento de la rotura, se produce un dolor intenso brusco (signo de la pedrada) y aparece un hematoma. El período de recuperación oscila entre 3 y 12 semanas.

             –Rotura muscular (rotura total): Se rompe todo el espesor del músculo. Tras un dolor muy intenso, la piel se pone roja y caliente, y se puede apreciar una zona más hundida donde se produce la rotura (signo del hachazo). Este tipo de lesiones precisan tratamiento quirúrgico.

       Los factores de riesgo más importantes para la aparición de lesiones musculares son la falta de calentamiento y estiramientos adecuados, la presencia de lesiones previas, sobrecargas continuadas, sobrepeso, dietas inadecuadas…etc.

           Para prevenir las lesiones musculares es recomendable realizar ejercicios de fortalecimiento muscular, calentar y estirar antes y después del esfuerzo, aplicar masajes y hacer una correcta alimentación e hidratación.

         En cuanto al tratamiento de las lesiones musculares no quirúrgicas, durante la fase aguda (las primeras 72 horas) es importante aplicar hielo local durante 10 minutos cada hora, así como realizar reposo absoluto de la práctica deportiva. Es conveniente aplicar un vendaje compresivo y tomar algún antiinflamatorio (por ejemplo, Ibuprofeno). Durante estas primeras 72 horas no está indicado realizar masajes ya que producen calor y pueden aumentar la inflamación. Durante la fase reparadora o subaguda (entre las 72 horas y 3 semanas) hay que comenzar a estirar el músculo hasta llegar a notar molestias pero no dolor, así como la realización de contracciones para fortalecer el músculo afectado. Durante esta fase, ya estaría indicado el tratamiento fisioterápico. Finalmente, ir reanudando la actividad deportiva de forma progresiva.

EL AJEDREZ EL DEPORTE DE LA MENTE

EL AJEDREZ EL DEPORTE DE LA MENTE Este fabuloso juego de estrategia dispone de 16 piezas blancas y 16 piezas negras que se colocan sobre

VITAS GERULAITIS

VITAS GERULAITIS Vitas Gerulaitis no fue simplemente un tenista de primer nivel en las décadas de los 70 y 80, también fue un tipo particular