EQUIPO HOYT

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin

EQUIPO HOYT

        “La gente me preguntaba cómo era el momento en el que llegaban a la meta. Mucho antes de verlos, oía ya a la multitud reaccionar ante ellos cuando llegaban. Era un rugido como ningún otro. Un rugido que atravesaba el paisaje. Había algo diferente”, dijo Tom Grilk, actual director general de la Asociación Atlética de Boston (BAA), y que en aquel momento era locutor en la línea de meta del maratón de esta ciudad a principios de los años ochenta.

        Participaron en 206 triatlones (6 de ellos fueron Ironman), 20 duatlones y 64 maratones. Para ello, Dick Hoyt tuvo que aprender a nadar con más de 40 años y volver a montar en bicicleta, algo que no hacía desde los seis años.

        Dick fue el padre de Rick, quien tuvo una parálisis cerebral debido a que, durante su nacimiento, el cordón umbilical se enredó alrededor de su cuello, lo que provocó una falta de oxígeno que derivó en esa severa discapacidad.

        Con apenas ocho meses de vida los doctores dijeron que el resto de su vida estaría en estado vegetativo y, en aquel mismo momento, comenzó una historia de esfuerzo y superación.

         La providencial aparición de unos ingenieros de la universidad de Tufts cambió el destino de Rick. Tras contarle un chiste, y observar su desternillante reacción, entendieron que podía comunicarse y que su inteligencia estaba intacta. Construyeron un ordenador interactivo que le permitió comunicarse a través de ligeros movimientos con su cabeza. Esta parte del cuerpo, además de las rodillas, era la única que podía controlar.

        Su primera frase, para sorpresa de los presentes, fue: ¡vamos, Bruins!, en referencia a los Boston Bruins, equipo de hockey sobre hielo que estaba disputando las finales de la Copa Stanley. En aquel momento, todos entendieron que Rick era un apasionado del deporte.

        Disputaron su primera carrera en 1977, dos años después de que fuera admitido en una escuela pública. Lo hicieron en un acto benéfico en favor de un  compañero de su colegio que se había quedado paralítico en un accidente. Aquellas cinco millas cambiaron la vida de padre e hijo. “Papá, cuando corro, siento que no soy una persona discapacitada”.

        Dick no era corredor de fondo, sino un Teniente Coronel de las Fuerzas Armadas, pero desde entonces decidió empujar la silla de ruedas de su hijo en una carrera tras otra. Más tarde, cuando llegaron los triatlones, tuvo que tirar de un bote atado a la cintura mientras nadaba o pedalear en una bicicleta adaptada en la que Rick iba al frente.

        Su primer maratón en Boston fue en 1981 y levantó el recelo de la gran mayoría de los asistentes;  no querían que Rick participara, nadie hablaba con ellos y las miradas de desconfianza eran constantes. Poco les importó, cinco años más tarde hicieron su mejor registro: 2h 48´51”, y comenzaron a ser reconocidos y admirados en todo el país.

        La última carrera de Dick fue en 2014 con 74 años, aunque antes había sufrido un pequeño infarto durante una prueba. El 95% de una de sus arterias estaba obstruida y los médicos argumentaron que su gran estado de forma fue clave para no morir. Podría decirse que padre e hijo se salvaron mutuamente.

        Dick falleció el 17 de marzo de 2021, y desde que él dejó de empujar la silla de su hijo, Bryan Lyons se hizo cargo. Desafortunadamente, este murió de forma repentina el año pasado.

        Rick, que en 1993 se graduó en educación especial, no participó en el maratón de Boston en 2019 debido a una pulmonía y el año pasado la pandemia canceló la carrera; pero en la próxima edición promete volver a participar. Será una excelente ocasión para honrar la memoria de su padre.

       

EL AJEDREZ EL DEPORTE DE LA MENTE

EL AJEDREZ EL DEPORTE DE LA MENTE Este fabuloso juego de estrategia dispone de 16 piezas blancas y 16 piezas negras que se colocan sobre

VITAS GERULAITIS

VITAS GERULAITIS Vitas Gerulaitis no fue simplemente un tenista de primer nivel en las décadas de los 70 y 80, también fue un tipo particular